Las empresas madrileñas apuestan por la firma biométrica

La transformación digital está cada vez más presente en las empresas de Madrid, tanto públicas como privadas.

El objetivo de la implementación de los últimos avances en tecnología no es otro que obtener mejores resultados gracias a la digitalización de procesos.

Una de las aplicaciones que muchas empresas empiezan a utilizar es la firma digital, especialmente la firma biométrica.

La firma biométrica es un tipo de firma electrónica avanzada que captura los datos biométricos mientras el usuario realiza su firma manuscrita sobre un dispositivo electrónico. En este caso, el programa para firmar electrónicamente documentos captura datos biométricos como la presión del lápiz, la velocidad de escritura y la aceleración.

Gracias a la biometría, la normativa eIDAs la considera una firma electrónica avanzada, ya que permite la identificación única del firmante, lo vincula sin error a los datos firmados y garantiza la integridad del contenido que se ha firmado. Cualquier modificación es detectable.

 

Además de tener plena validez legal, es totalmente segura tanto para la empresa como para el firmante, ya que no se utilizará en ningún otro documento.

Cuenta con otras ventajas como:

  • Ahorro de costes. Se reducen los gastos en material de oficina, además del impacto en el medio ambiente.
  • Ahorro de espacio. La información puede almacenarse en una base de datos electrónica, sin necesidad de tener que archivar todos los documentos en papel.
  • Mejora la imagen de la empresa. La innovación es la clave del éxito para una buena reputación. El uso de esta tecnología transmitirá una mejor imagen al cliente o cualquier otra persona que pueda estar relacionada con la empresa.
Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *